.

Lo último
recent

Del horror a la dignidad humana

Del horror a la dignidad humana


Por Oz Castro

Anna Coleman Ladd era una aclamada escultora que había sido educada en Roma y París que en 1917 se mudo a Boston para fundar el Estudio de Máscaras-Retrato de la Cruz Roja Americana en París, en dicho estudio se dedico a fabricar productos cosméticos para ser usados por hombres que habían sido desfigurados en la Primera Guerra Mundial, esto le valió el honor de recibir la medalla a la Legión de Honor y Caballero de Crois de la Orden de San Sava de Serbia, era autora de dos novelas y le otorgaron un estatus de artista privilegiada.

En cuanto a las prótesis faciales se produjeron en parte por la necesidad económica y estética, ¿cirugía reconstructiva en ese tiempo? impensable y menos para un soldado con un salario ínfimo, las pocas cirugías de aquel tiempo aparte de costosas no aseguraban un éxito.

Para las operaciones de restauración se tomaban vaciados de yeso del rostro, una prueba sofocante de la que la arcilla y la plastilina fueron la base de todos los retratos posteriores y hacía especial énfasis en cejas, pestañas y bigotes que contenían pelo real, el peso de la mascara así como de orejas, nariz u ojos eran de menor pero y cómodos a la vez.

Las prótesis no eran capaces de restaurar las funciones perdidas de la cara, pero quienes la portaban les devolvía Ladd la seguridad de no ser visto como monstruos en publico, seres mutilados o repudio, cuando irónicamente pelearon por la "libertad" de su país.


Numerosas cartas de los soldados y sus familias fueron remitidas a la señora Ladd en agradecimiento,..“Gracias a usted, voy a tener una casa, la mujer que amo ya no me encuentra repulsivo“, “Mis hijos ya no huyen aterrorizados al ver a su padre sin expresión“, «Gracias a usted, puedo volver a vivir. Gracias a usted, no me he enterrado vivo en las profundidades de un hospital para discapacitados» entre otras.

Murió el 3 de junio de 1939, en Santa Barbara (California).


tenebrafilmfest

tenebrafilmfest

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Con la tecnología de Blogger.